MARKO CORTÉS DIJO QUE EL PAN DEBE DEFENDER EL RESULTADO EN PUEBLA DEBIDO A QUE DEBE HABER “CONTRAPESOS” A NIVEL NACIONAL

MARKO CORTÉS DIJO QUE EL PAN DEBE DEFENDER EL RESULTADO EN PUEBLA DEBIDO A QUE DEBE HABER “CONTRAPESOS” A NIVEL NACIONAL

Por redacción

Marko Cortés Mendoza, aspirante a la dirigencia nacional del PAN, afirmó que en caso de ganar la elección interna el próximo domingo, defenderá el triunfo de Martha Erika Alonso Hidalgo en Puebla.

Acompañado por Rafael Moreno Valle Rosas, ex gobernador del estado y esposo de Alonso Hidalgo, el también ex diputado federal afirmó que el próximo lunes acompañará a la ex candidata a la gubernatura para sostener un diálogo con magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

El PAN está con Martha Erika Alonso

Durante el mitin realizado este jueves por la tarde en el Centro Mexicano Libanés, Marko Cortés se comprometió a “darle la mayoría” en el Congreso del Estado al PAN en las próximas elecciones locales para que Alonso Hidalgo no tenga dificultades para gobernar.

“Voy a trabajar de la mano con mis presidentes municipales, con mis diputados y con la gobernadora electa de Puebla, Martha Erika Alonso”.

Sostuvo que el PAN debe defender el resultado en Puebla debido a que debe haber “contrapesos” a nivel nacional.

Prometió que en caso de lograr el triunfo el próximo domingo el PAN le quitará la mayoría a Morena y sus aliados en la Cámara de Diputados.

“En el poder debe haber contrapesos, el populismo debe tener contrapesos, sino se vuelve autoritario”, expuso mientras Moreno Valle, acusado de autoritario durante su sexenio, lo escuchaba desde el presídium.

En su opinión México atravesará por momentos complicados en el sexenio de Andrés Manuel López Obrador, cuyo primer “yerro” fue la cancelación del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México por un “capricho personal”, lo que convulsionó la Bolsa Mexicana de Valores y devaluó el peso.

Promete abrir las puertas del PAN

Cortés Mendoza se comprometió a abrir el partido a todos aquellos que quieran ser militantes, al tiempo de reconocer que se trata de una propuesta de Rafael Moreno Valle, en cuyo sexenio hubo un ingreso masivo de militantes en Puebla.

También se comprometió a que no buscará un cargo de elección popular mientras se desempeñe como dirigente nacional para ser un “auténtico árbitro” de la contienda.

El aspirante a la dirigencia nacional ofreció unidad e inclusión de todos los tonos de “azules” que hay en su partido.

Saludó a panistas presentes en el acto como Eduardo Rivera Pérez, Juan Carlos Mondragón Quintana, Juan Carlos Espina von Roehrich y a su colaborador de campaña, Rafael Micalco Méndez, quienes fueron ignorados por Moreno Valle durante su discurso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

A %d blogueros les gusta esto: